Tormentas en la Salobreja

Agradezco al Gobierno que me saque de mi ignorancia y enmiende mi torpeza. Me tiré todo el invierno haciendo crónicas de los destrozos causados por las tormentas. Me pringué de barro hasta los corvejones más de un día. Me dejé el oído llamando a los pueblos de la provincia, recorrí la ciudad de punta a cabo. Y jamás escuché que la tormenta hubiera causado destrozos en los accesos de La Salobreja. Hasta que el viernes pasado el Gobierno dijo que alli había habido tormentas. Tormentones, debieron ser. Lo del balneario de Marmolejo, lo de San Julián, los pedrones de Cambil. Nada. La Salobreja. Al menos es lo que dice el Gobierno a la hora de repartir subvenciones.

Y en estas que llega el Gobierno, en un comunicado oficial del viernes pasado. El Ministerio de Cooperación Territorial, nada menos. Chaves y Zarrías al ataque. Manuel y Gaspar, cucha tú, conceden diez millones de euros en ayudas para remendar los daños de las tormentas en la provincia. La conexión Chaves-Zarrías-Peñalver informa al mundo vía BOE que los mayores daños de las tormentas en toda la provincia están en (sorpresón) la Salobreja. De hecho, la mayor partida del pastel de 10 millones que se reparte en todo Jaén, más de 466.000 euros, va para arreglar los daños de las lluvias en la Salobreja.

No es la primera vez que por esa zona cae una lluvia de millones de subvenciones de las que dejan perplejo a más de uno. Como los 600.000 euros que se sacó de la manga Montoro para hacer una repoblación forestal precisamente en el Arche.

De las personas con las que he hablado nadie tenía conocimiento de que en la Salobreja hubiera daños o riadas. Lo que sí se sabe es que allí hay pistas deportivas cerradas desde hace tres años largos ya. Y unos vestuarios y obras menores que concluir del Arche. Como pedir préstamos para inversión que irán a la paga de verano de los funcionarios municipales, o que la Junta pague los trenes del tranvía. El cortijo es nuestro. La conjunción astral sigue viva pese a la crisis.

¿La Roja? ¿La Furia? España

Son los días de ‘La Roja’. En los titulares de los periódicos, en las cabeceras de todos los informativos. La Roja para aquí, la Roja para allá, que si la Roja tal o si la Roja cual. No me identifico con el nombre. Aunque ahora nos lo vendan como de toda la vida, es una moda desde la Eurocopa. Un invento comercial más. La Roja puede ser cualquiera. Chile es hoy la Roja, sin ir más lejos. Y España, la Azul. A vender camisetas. Casi un tercio de las selecciones del mundial son la Roja.

En los años 20 España era ‘la Furia Roja’. Con el franquismo se quedó en la Furia. Pero furia tiene cualquiera. La tuvo la España del Buitre en México, pero dos días después Bélgica mismo (otra Roja)tuvo más furia y nos mandó a casa. Después llegó el término políticamente correcto de ‘la selección’. Eran los tiempos en los que decir determinadas palabras, España era una de ellas, marcaban como fachorro. La selección era la expresión correcta, la que no molestaba, la que no hería sensibilidades aún a riesgo de ser un eufemismo vacío de contenido. Pero hoy en día, a mi lo que me gusta decir es:Ganó España.

(Texto de IDEAL firmado por María Capilla de la Calle)

Magia africana, maltrato, hijos e impago de pensiones

Hoy he vuelto a ver a B. W. por los juzgados. Hace un par de meses fue juzgado y condenado a un año de prisión por maltratar a su ya ex mujer, a la que pegó y sometió en contra de su voluntad a ritos de religiones animistas africanas, según sentencia judicial: la hacía frotarse el cuerpo con sal para purificarse si él sospechaba que había sido impura, la hacía tomar arena que le daba su mentor espiritual con agua…

Ante la magistrada Valle Elena Gómez, del Penal 1 de Jaén, él siempre defendió su inocencia, pese a lo cual fue condenado. Esta mañana se ha declarado culpable ante la misma jueza de un delito de impago de pensiones, por faltar a las obligaciones con el hijo que tuvo con su ex. Le pedían siete meses de prisión. Al llegarse a una condena por conformidad se lo han dejado en tres, y que abone 1.225 euros en concepto de responsabilidad civil por los impagos acumulados. De la magia africana no come un niño.

B.W. ha tenido o está a punto de tener otro hijo con otra chica de Jaén, que lo acompañó y lo animó en el mal trago del juicio por malos tratos.

Por cierto, esta mañana también se ha visto por los juzgados a un conocido empresario de Jaén, con notable séquito, que tenía un juicio por un supuesto delito contra la ordenación del territorio. Una construcción ilegal a juicio de Fiscalía, y en parque natural, me dicen. El juicio se ha suspendido. Hasta el 5 de octubre de 2011.

¿Timadoras o explotadas? (2)

A las nueve de la tarde noche dos agentes de paisano de la Policía Nacional se llevaron a Comisaría a cinco de las niñas que llevaban desde primera hora de la mañana pidiendo limosna por todo el centro de Jaén, después de conversar con ellas durante un buen rato en Navas de Tolosa sin que ellas demostrasen en ningún momento ser sordomodas, como intentan aparentar cuando piden. Les recogieron también los impresos que usan para pedir firmas y donativos.

¿Timadoras o explotadas?

De nuevo están hoy por el centro de Jaén. Pequeñas pilluelas, profesionales del timo de las ‘falsas sordomudas’ que recogen firmas y piden dinero para construir un centro donde las atiendan. El engaño es burdo, pero aún hay gente que pica. Aunque quedarse con la estafa es coger el rábano por las hojas, distraerse de los verdaderos delitos que esta mañana se han cometido delante de todo Jaén sin que nadie moviese un músculo. Unos delitos de los que no son responsables las menores: explotación infantil, incumplimiento de los deberes paternos, fomento del absentismo escolar, uso de menores para la mendicidad. Llevan toda la mañana en el centro de Jaén. A la vista de todos. Como si nada.

El vídeo que he grabado dura diez segundos apenas. Una de las niñas pide en mitad de la calle, otras dos están junto a ella, sentadas en un bordillo (casi no se las ve). Antes de pedir, las tres charlaban animadamente. Luego se hacen pasar por sordas y mudas. Sólo he podido salvar un plano donde la chica está de espaldas, por respeto a la imagen de una menor.

La ELA existe

He conversado esta mañana con Jesús Marchal, médico anestesista y enfermo de Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA) desde hace nueve años. Se ha echado a la calle con motivo del Día Mundial de esta enfermedad. Lo encuentro erguido en su silla de ruedas, gracias a un dispositivo que permite sostener su cuerpo en posición vertical. Lo veo con una sonrisa, charlando con la gente, explicándoles en qué consiste el mal que lo está devorando, lo abandonados que están los enfermos. Ayer acababa de conocer a una pareja de Jaén. A él le han diagnosticado la enfermedad: una condena a muerte entre indecibles sufrimientos. Así de crudo. “Los acaban de echar del hospital y los han mandado a casa. Ella no sabe qué hacer. Él sólo puede llorar. Así es la enfermedad”, relata.

Joaquín Pérez, presidente de ELA Andalucía, explica qué le pasará a este hombre en los próximos años: “Perderá toda la movilidad, no podrá andar, ni mover los brazos y las manos, no podrá abrazar a sus hijos ni a su esposa, no podrá hacer ni una caricia. Perderá poco a poco sus capacidades vitales, no podrá comer ni respirar…Lo peor es que tampoco podrá hablar, ni comunicarse con su entorno, ni decirles gracias”.

Estarán solos. “Todo recaerá sobre tu familia”. Ni los servicios sociales o sanitarios tienen recursos. “Verás que te miran con ojos de lástima, pero sólo oirás palabras vacías”. Y el tiempo se les va de las manos, en una carrera inexorable hacia la muerte.

Los enfermos quieren que la sociedad conozca lo que les pasa. Hay una web reveladora al respecto, con apoyos de muchos famosos. En Jaén han conseguido fotos de apoyo con la alcaldesa, Felipe López, Moisés Muñoz y otros. Jesús Marchal tiene también un blog

Se estima que de los 45 millones de españoles vivos, 40.000 desarrollarán la enfermedad. En Jaén puede haber ahora unos 80 enfermos diagnosticados. Su tiempo está en nuestras manos. Tal vez sólo difundiendo sus problemas les estemos consiguiendo una prórroga. Las soluciones comienzan por conseguir que se sepa que la ELA existe.

Dejo aquí un vídeo con una entrevista del periodista Javier Nieto a Jesús Marchal en Onda Jaén que he encontrado en youtube (se la hicieron hace ahora un año)

Rubalcaba, qué pájaro

Manda la tradición en la Academia de la Guardia Civil de Baeza que cuando entra en el patio de armas la autoridad que preside el acto la banda ataque los sones de ‘Ahí viene el pájaro, el pájaro ya está aquí’, que el público corea por lo bajini . No he podido inmortalizar el momento porque me entretenían dos guardias en el control de acreditaciones, y tenían órdenes de que ningún periodista anduviera suelto por ahí, sin control de protocolo. “Y aquí somos mucho de obedecer órdenes”, me soltó un guardia para cancelar mis apremios de llegar a las tribunas. Pues hoy el pájaro en la entrega de despachos de la 115 promoción era Rubalcaba. Menudo pájaro, pues se fue sin decir ni una palabra sobre los recortes de alumnos en la Academia: a partir de ahora, promociones de menos de 300 alumnos (actualmente salían de más de 2.000). Ni en su discurso oficial habló del tema ni quiso hacer declaraciones a la prensa, y se fue de rositas en su helicóptero.

Rubalcaba ya quiso cargarse una de las señas de identidad de la Guardia Civil, la fiesta del Pilar, y se dio en los alambres, pues su intento de instituir la fiesta del aniversario del cuerpo (lo quiso hacer en 2008) fracasó de plano. Ahora, la Academia. El tema es más peliagudo de lo que parece, al margen de las implicaciones para la economía doméstica de Baeza: tres años con las promociones planteadas suponen 6.000 guardias menos en las comandancias de toda España. Y con la crisis, los índices de delincuencia están en niveles históricos. Juntamos hambre con ganas de comer.

En el vídeo, algunos momentos de la ceremonia de entrega de despachos, pájaros aparte. Desfiles, condecoración a Roberto Villaverde, el primero de la promoción, el primer discurso del nuevo director de la Academia, coronel Vicente Pérez, palabras de Rubalcaba, el disloque de las filas (la frase es mi favorita de la jerga castrense) y el muy sentido homenaje a los caídos.

Un metro de tubo

Lleva varias semanas funcionando en Jaén una cámara oscura. Un ingenio óptico de lo más ingenioso, mediante el cual se puede ver una panorámica viva de Jaén. La idea, magnífica para aprovechar una de las torres del auditorio de La Alameda. Las instalaciones, preciosas. El personal que las atiende, encantador. Se ve Jaén como nunca se había visto antes. Merece la pena la visita, de verdad. Pero podia ser aún mejor. Falta un metro de tubo.

He tenido la suerte de ver las cámaras oscuras de Tavira, en el Algarve portugués, y La Habana (de las históricas me falta la de Cádiz, en la que se inspira la cubana y que se llama Torre Tavira). Espero ver pronto la de Sevilla, Logroño, Jérez y otras de las que tengo noticia. Pero no creo que haya ninguna en la que no se pueda aprovechar el efecto ‘zoom’ que se consigue cuando se eleva la bandeja que hace de pantalla. Con el ‘zoom’ se obtienen efectos graciosos, se puede uno asomar a una terraza donde una señora tiende ropa, espiar a los vejetes en la plaza, atisbar a los novios que se besan en un banco. Deleitarse con una panorámica de una ciudad viva. Pero en la cámara oscura de Jaén no va el ‘zoom’. Desenfoca. Falta un metro de tubo.

El emplazamiento de la cámara de Jaén me parece correcto. Por la mañana se ve la ciudad con luz intensa, al antardecer los paisajes son mágicos. Pero parte de la panorámica de 360 grados que ofrece la cámara oscura no se aprovecha. La tapan los árboles de La Alameda. Para elevar la vista sobre ellos falta un metro de tubo.

(Dejo aquí un vídeo que tomo prestado del blog El Carrete Digital, de Francis J. Cano, para que os hagáis una idea de cómo va el invento)

Saharauis, In Iura Merita

Los tiene bien puestos el fiscal Carlos Fábrega. Me hace gracia que esa haya sido la expresión que se me ha venido a la cabeza para referirme a un tipo tan poco dado al conchabeo, a lo chabacano, al compadreo. Un tipo al que no hay quien saque del exquisito trato profesional y cordial que dispensa al que se acerca a su despacho en la Audiencia de Jaén. Pero después de leer el informe que firma Fábrega sobre los manejos del Gobierno para expulsar a los saharauis y contentar a Marruecos, lo que se ha venido a la cabeza es que los tiene bien puestos.

En pocas personas he percibido con la intensidad que en Fábrega el sentido de la obligación y el deber que conlleva vestir la toga, aunque aunque le lleve directo a pisar charcos de profundidades insondables como éste de los saharauis. “El derecho sólo es aceptable si sirve para acabar con las injusticias. Parafraseando a Allende, para abrir las alamedas por donde pasee el hombre libre”, dijo una vez en un discurso. Si no escribe lo que piensa en su informe, revienta. Hijo de un prestigioso abogado de Jaén, casado con una fiscal, profesor universitario, referencia en lo que se refiere a derecho sobre los más desfavorecidos, escritor, poeta, y en palabras de su jefe, el fiscal jefe José María Casado, un hombre que hace trabajos al alcance de personas dotadas “de una sensibilidad especial”

Hace ya años escribí sobre Fábrega que era “el Fiscal de los desamparados”. El hombre en quien la sociedad jienense confía como guardián último de los derechos de los discapacitados, de las personas que no pueden valerse por sí mismas, de los menores sin nadie que los defienda, de los extranjeros. Que los medios de comunicación chismorren con los secretillos del Gobierno, tiene un pase. Pero que un fiscal condecorado con la Cruz Distinguida de Primera Clase de la Orden de San Raimundo de Peñafort a propuesta de la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo ponga por escrito en un informe oficial sus sospechas, es algo muy serio.

Además de sus impresiones jurídicas, Fábrega escribe en la Memoria de la Fiscalía sus opiniones personales sobre el asunto de los saharauis.

“No queremos aventurar opiniones personales al respecto pero si queremos decir que, por razones vitales del que esto suscribe, nos parece esta política restrictiva poco coherente y poco solidaria con un pueblo que ha formado parte integrante de nuestra comunidad y al que abandonamos por la puerta de atrás sin llevar a cabo una verdadera descolonización lo que hace que algunos afirman que, al abandonarse el territorio y no a la población, siguen siendo a todos los efectos ciudadanos españoles. Nosotros si queremos que su condición de apátridas esta clara y totalmente admitida en nuestro derecho y que hay razones más que suficientes para considerar el Sahara durante el tiempo que perteneció a nuestro país como territorio español, por lo que estaríamos ante apátridas nacidos en territorio español y, por ello, ante españoles ius soli cuando de los nacidos en esa época se trata”.

Lo dicho: los tiene bien puestos. Los finos juristas lo dirían de otra manera, como cuando le dieron la medalla de San Raimundo con la inscripción ‘In Iura Merita’. En mérito a la Justicia.

En la foto, de Piqui, el Fiscal José María Casado impone a Cristóbal Fábrega la Cruz de San Raimundo en 2006

Amigos de Lolo

El día después de la beatificación de Lolo es el de asimilar todas las emociones vividas bajo la lluvia en Linares. Y de felicitar a la organización por el desarrollo de la ceremonia, por el orden, por el saber estar de miles de peregrinos -llegados de todos los puntos de España- en medio de las adversidades climatológicas. Impresiona el poder de convocatoria de un hombre atado a una silla de ruedas, ciego y sordo. Aún a costa de ser injusto por olvidar a otros protagonistas, merece un aplauso la labor de muchos años de personas como Rafael Higueras, gran impulsor de la beatificación que ha sabido entusiasmar en Roma con la figura de Lolo tocando las puertas oportunas, y de Alberto López Poveda, presidente muchos años de la Asociación de Amigos de Lolo, donde se ha ido cocinando la devoción, sin prisas pero sin descanso, y se ha generado la ilusión en Linares por la subida de Lolo a los altares. Emocionante el gesto de López Poveda, a sus años, al lanzanse a portar en hombros las reliquias del beato pese a su avanzada edad, con una energía que sólo la fe explica. Hoy Lolo tiene más amigos que nunca. Pero a un grupo reducido les cabe el honor y el privilegio de haber sido los primeros.

En el vídeo, imágenes de la beatificación y testimonios de Lucy, la hermada y gran compañera de Lolo durante muchos años (“Lolo se hubiera reído con todo ésto”, decía) , y de Rogelio, su sobrino y en el que según ha proclamado el Vaticano, Lolo obró un milagro (si pinchas en el enlace anterior su madre, Antonia Sagra, te lo explica todo).