El futuro de Jaén adelgaza

 

El libraco que aparece a la izquierda de la imagen es el Plan Estratégico para la provincia de Jaén editado en el año 2000. Seiscientas páginas a todo color, de papel recio y satinado casi hasta la ordinariez. Pesará un par de quintales. Una declaración de intenciones de lo que los jienenses queríamos ser hace doce años. En la redacción de IDEAL fue una herramienta de trabajo indispensable durante mucho tiempo y nos hizo la vida más fácil: usábamos el tocho para calzar la pantalla del ordenador hasta la altura que nos dijo el técnico de riesgos laborales. Una vez se lo dimos a un becario y le pedimos que hiciera un resumen para un breve. Echamos unas risas. Qué útil fue el libro del Plan Estratégico.

El librillo de la derecha es el Plan Estratégico para la provincia de Jaén editado en 2012, y presentado poco antes de las elecciones. Gracias a Dios los nuevos monitores se calzan con las CPU, porque la declaración de intenciones de lo que los jienenses queremos ser a partir de este año apenas levanta dos dedos de la mesa.  Se ve que nuestro futuro se va quedando flacucho y escuálido.

Hay otro librillo también de esta temporada que tiene su aquel. Es la esquela del hijo putativo del libraco del Plan Estratégico del año 2000. Se presentó en Jaén el mismo día en el que Rajoy era investido presidente. El acta de defunción del Plan Activa Jaén, en una publicación institucional (sello y membrete de Diputación, Junta y Gobierno de España) con regusto de panegírico para Zapatero y de crítica para Aznar (pasiones que matan nunca mueren), financiado con dinero de todos los españoles (se editaron mil ejemplares con un coste de 13.800 euros). ‘Activa Jaén, acción y realidad’, se llamó aquel libro que se le envió al presidente Rayoy para que lo tuviese presente en sus oraciones.

De las seiscientas páginas de recias promesas e ilusiones del Plan del 2000, a menos de 200 de logros del Activa (sin ponernos a desbrozar la paja del grano, que paja hay pa’ hartar a cien borricos en ese libro). Y eso que todavía no conocíamos la tijera de Rajoy. No hay constancia de que don Mariano tenga el ‘Activa Jaén, acción y realidad’ sobre su mesita de noche y lo repase con devoción antes de apagar la luz y musitar el ‘Jesusito de mi vida, cómo estará la prima mañana’ . Dentro de diez años sólo tendrémos que hacer un díptico, con suerte, o una esquela 2×2 si la cosa sigue como está. El futuro adelgaza por momentos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *