La autovía es mía, sólo mía

   ”Tápame, tápame, tápame… tápame, tápame que tengo frío… Cantaba la gran Sara Montiel. Y ahí los tienen, tirando de la manta inaugural, el pasado lunes, con Canena y su castillo al fondo, en una de las pocas inauguraciones que vamos a ver por estos lares con la dichosa crisis, o lo que sea. Tal vez por [...]