Alaya, presidenta

DOCU_GRUPO DOCU_GRUPO LA JUEZA ALAYA EN SEVILLA

La cosa está más caliente que el vestuario de los bomberos de Jaén. Los socialistas patrios viven en un sinvivir con tanto imputado/no imputado reputado diputado, y a las puertas de unas elecciones dobles que ni las puertas del infierno de Rodin. Cerró la fábrica de consejeros de la Presidencia que había en la provincia, ahora solo produce expertos en leyes. Y balón de oxígeno asistido para ‘Juanma’ Moreno, que no va a soltar la presa bajo la égida de Arenas Bocanegra. Alaya, presidenta. Susana, descompuesta.

Tiempo de tribunales y sobeteo, de palabricas y sondeo. Lleva razón la eurodiputada de UPyD Pagazaurtundúa, de visita a las obras reumatoides del Museo Íbero y a las vías del tranvía-aparcamiento: hay encuestas que más que reflejar la opinión están hechas para crear opinión. Tras la maquiavélica ofensiva por tierra, mar y Pirulí contra los bolivarianos, ahora le toca a los Ciudadanos. Y abolidos por decreto de los telediarios los pobres, parados y desahuciados, España va bien. ¿Que no se lo creen? Pues lo repetimos: España va bien, España va bien…

Y ‘happy hour’ a este lado del río Guadalbullón. La Autovía del Olivar no corre, vuela. Y hasta el dichoso instituto del APA III, quince años después, mire usted, lo mismo tiene solución. Y también el acceso municipal a Fuente del Realejo, aquel que era lo primero que iban a hacer, hace ya un cuatrienio. Y encontraron dinero para la ruta de filtraciones de Almendros Aguilar-Juanito el Practicante. Y han recibido a la federación OCO, vade retro, y hasta han rectificado su acusación a los pacientes padres del colegio Jesús y María, que tras meses sufriendo la ratonera de las obras de La Alameda osaron pedir seguridad para sus chiquillos, ‘mireusté’.

Porque Jaén va bien. O, como dijo el alcalde en la última entrega por fascículos del centro comercial, «algo tendrá Jaén». Y en campaña electoral, más. Pero luego llegan los aguafiestas de siempre, los togados con sus sentencias de las narices, para denunciar la vergonzosa gestión de los ERE y para decirnos de quién es el tranvía, la Dependencia o los terrenos del Hípico. Y nos condenan a pagar, con intereses de demora y hasta las costas procesales. Más o menos igual que con los préstamos de los bancos. Total, si no lo van a pagar ellos, si lo vamos a pagar todos. Pues nada, al final todos griegos. Y que nos rescaten pronto, por favor, que de gestores andamos regular.

El dúo dinámico

DOCU_IDEAL

Movimiento de peones sobre el tablero político patrio. Colocadas las piezas principales, toca sacar alfiles y caballos y a la abnegada infantería para intentar dominar el centro, que es donde se ganan o se pierden las batallas. Y hasta puede que descolle algún peón aguerrido y logre coronar. Es el tiempo de los delfines, de leer los designios inescrutables del líder, que juega esta vez con dos barajas y ha tenido que actuar, circense apresurado, en dos pistas a la vez, más difícil todavía.

En el PP, la marcha Guadalquivir abajo de García Anguita no es poca cosa. Lugarteniente de Fernández de Moya en la Diputación y el Ayuntamiento (que dejará también) así como en el partido (que ya se verá), deja un hueco nada fácil de llenar. Miguel Contreras tiene todas las papeletas para la Dipu y en clave orgánica. ¿Y el Ayuntamiento? Pues depende. ¿De qué? De si Javier Márquez decide o no seguir. ¿Y seguirá? Pues depende. ¿De qué? De él, de que sigan gobernando y de los planes del alcalde: de si este aguanta otro cuatrienio de cilicio municipal o le cede la vara de mando como ya planeó. Es más, puede que el adelanto electoral haya frustrado este relevo en primera instancia. En todo caso, la lista del PP se hará pública después de las autonómicas (el jefe no quiere que ningún concejal se distraiga a última hora, aunque alguno ya lo está) y entonces se conocerán todas estas claves.

El PSOE madrugó. Para el Ayuntamiento destaca ese autodenominado ‘tridente’ de Manuel Fernández con Mercedes Gámez de cerebro a la sombra y Julio Millán, el deseado, y el convencido, su esperanza blanca municipal a medio plazo si no fuera porque ha probado las mieles de la Junta y su sintonía biográfica con Susana Díaz es tal que se le hace chico calentar el sillón de la oposición si el PP no pierde la alcaldía. Por lo que también se ha colado en los puestos de salida al Parlamento andaluz. Ya salió su nombre hace unos meses cuando Reyes y Fernández intentaron convencer a Calahorro de la necesidad de savia nueva municipal.

Y mientras, se reedita el dúo ‘Sánchez & Sánchez’ del edil de Urbanismo, Javier Márquez, y del delegado de Fomento, Rafael Valdivielso. Se entienden con la mirada y pese a sus diferencias ideológicas, comparten pragmatismo y vocación de desfacer entuertos artificiales. Léase IES del APA III o suelo del Conservatorio. Y en tiempo récord. Un dúo dinámico contra el reloj electoral. Aunque lo mismo se siguen viendo después.